Amuletos y talismanes, ¿qué significado tienen?

Los amuletos y talismanes han sido a lo largo de la historia, objetos que han acompañado a las personas y le han ayudado a conseguir sus deseos.

Como un sueño, potencia la energía para lograr los objetivos. Un talismán permite que centremos nuestra atención hacia aquello que perseguimos. Así, cada vez que lo llevamos encima, cuando lo tocamos o simplemente pensamos en él, trasmitimos a nuestro subconsciente la orden que provoca y acerca la consecución del éxito.

De aquí la importancia de los amuletos, llevarlo a nuestro lado implica mantener abierta la energía que mueve todas las fuerzas del universo. La fuerza necesaria para conseguir el bien preciado.

Sólo tenemos que elegir el adecuado, hay multitud de talismanes que pueden hacernos la vida más sencilla. Todo está al alcance cuando creemos en ello.

Amuletos y talismanes en multitud de variedades, formas, colores. De todos es sabido el poder de la naturaleza. Determinadas Piedras y plantas, son potentes captadores de energías.

Si quieres mantener lejos las malas vibraciones debes llevar contigo un cuarzo blanco, colocarlo entre tus manos será suficiente para que todo a tu alrededor fluya favorablemente.

Para atraer el amor hazte con un cuarzo rosa, su poder magnético te permitirá sentir a tu lado a la persona que llenará de gozo tu corazón.

El trébol de cuatro hojas es el amuleto que traerá a tu vida suerte en los juegos de azar y atraerá dinero.

Para ser feliz rodéate de un mundo mágico, lleno de ilusión, energía positiva, amor, alegría, buenas personas.

Para que todo esto no se trunque, coloca a tu lado el talismán o amuleto que más te guste, ese será el que te dará más fuerza para lograrlo.

Y si en algún momento dudas, activa tu mente, sé positivo y sueña. Ten la certeza de que los sueños que se persiguen se cumplen, siempre que seas capaz de mantener el equilibrio de los elementos que te rodean. Muchas personas lo han conseguido, pero buscaron, confiaron, pusieron todos los medios a su alcance y confiaron en la magia, ese halo de luz que inunda el aura y hace que todo lo hermoso se quede a tu lado.

Si te imaginas una vida plena y feliz, puedes conseguirla. Todo empieza ahora.

Cualidades que definen a un buen tarotista.

Cuando se pasa por una mala racha personal en distintos ámbitos, las personas pueden precipitarse en sus decisiones, puesto que se ven envueltas en situaciones que pueden implicar un alejamiento parcial de la realidad, por lo que hay una evidente merma en la capacidad de razonar con la suficiente claridad. Por tanto, en este periodo convulso es cuando se acude, principalmente, a consultas de videntes, los cuales, en numerosas ocasiones pueden ser de dudosa valía y profesionalidad. Es por ello que hay que apreciar si la persona a la que se consulta tiene las cualidades pertinentes y no se trata de un fraude, cuestión que es bastante probable, y que está muy vigente en nuestros días, sobre todo por los efectos de la crisis y el ánimo de sacar provecho económico.

Hay que tratar de huir de la publicidad engañosa y de los remedios rápidos y milagrosos que dicen brindar multitud de anunciantes en distintas publicaciones virtuales, televisivas y de prensa escrita. El vidente, lejos de vender soluciones extraordinarias y de muy dudosa credibilidad, utiliza el tarot telefónico como suplemento de su sabiduría, de sus facultades naturales de videncia y de su experiencia para orientar y encontrar el equilibrio y la armonía de las personas consultantes. Todo ello, manteniendo fundamentos éticos de profesionalidad, confidencialidad y respeto. Con estas facultades el vidente genera, sin duda, cambios reales y muy positivos en la vida de las personas que solicitan una consulta de tarot.

Un buen profesional no promete resolver la totalidad de los problemas y conflictos personales en un par de días, sino que se encarga de estudiar las preguntas y las exposiciones de los individuos, que acuden en su ayuda, para solventar los problemas y los dilemas que presenten, puesto que la propia persona, tiene sus propias respuestas, siendo el profesional el que le marca las pautas para que encuentre dichas respuestas y, con ello, la solución a sus dificultades.

El vidente tiene que poseer la facultad para aumentar y fortalecer el conocimiento de uno mismo, ofreciendo las herramientas precisas para ello. Así pues, es recomendable dudar de las personas que afirmen que se es víctima de la magia negra, del mal de ojo, etc. Un elemento fundamental, que debe tener la persona que busca ayuda, es la voluntad, con este componente el profesional puede tener la llave para guiarle en su avance vital y en la solución de todos sus problemas y conflictos.

El mago interior: conoce quien eres realmente

Fotografía de Conoce quien eresFotografía: SXC

Por Lucía Calvo

Un tema que no acostumbro a tratar en mis artículos es el crecimiento interior, ya que se aparta notablemente de mi trabajo y conocimientos, sin embargo gracias a la ayuda de Lucía Calvo, también una experta tarotista, vamos a introducirnos en ese mundo mágico del yo interior.

Muchas veces nos hemos preguntado quién somos y hemos encontrado respuestas que no nos han satisfecho y continuamos la búsqueda.

Quizás es que el lugar en el que buscábamos no podíamos encontrar respuesta alguna; nuestra cultura, las enseñanzas recibidas y la sociedad en general, nos han llevado ha creer que hemos de ser buenas personas y hacer el bien, ser buenísimos, que lo malo que nos trae la vida es porque hemos venido ha sufrir y que cuando seamos juzgados por nuestros actos iremos al cielo o al infierno. Que la felicidad la encontraremos teniendo buenas casas, coches de alta gama y preferible que sea mejor que el del vecino, ir a buenos restaurantes, etc., lo que nos ha llevado ha actuar de un modo sólo para satisfacer nuestros deseos y así hemos creado frustración en nuestras vidas.

Ha llegado el momento de despertar la conciencia y darnos cuenta de quienes somos, buscando en el lugar adecuado, en nuestro interior, donde encontraremos las respuestas a muchas preguntas que hasta ahora no habíamos conseguido responder.

Iremos descubriendo cosas nuevas de nosotros que hasta ahora no sabíamos ni que existieran, no es que nos estuvieran ahí sino que estábamos dormidos y no podíamos darnos cuenta de lo que ocurría.

¿Cómo averiguar quienes somos?

Si despertamos descubriremos cuan diferente puede ser nuestra vida, sólo necesitamos tres herramientas: voluntad, constancia y paciencia. Como todas las cosas en cuanto las pongamos en práctica irán en aumento.

Cuantas veces nos hemos detenido a observar lo perfecto que es nuestro cuerpo físico, todo esta previsto para un buen funcionamiento, sin embargo lo desequilibramos cuando recibimos una impresión negativa y no sabemos canalizar dicha energía, somatizando en nuestro cuerpo físico contracturas y enfermedades que alteran y desarmonizan nuestra energía.

Nuestros pensamientos, tenemos más de seis mil al día, increíble, nos parece que no puede ser, el 90% de estos son del día anterior y el otro 10% de mañana; ¿cuánto tiempo vivimos el presente?

Con nuestros pensamientos vamos creando nuestra vida, y así nos va, no paramos un momento para ver que ocurre en nuestra mente, actuamos como autómatas sin ser conscientes de lo que hacemos, desconociendo si lo que vamos hacer es conveniente o no para nosotros.

En cuanto a las emociones, nos fijamos en si estamos enfadados, tristes o por el contrario alegres y felices, nos quedamos con el resultado pero no hemos podido darnos cuenta de la impresión recibida que ha provocado nuestro estado de ánimo. Cuando despertamos podemos darnos cuenta de muchas de las cosas que ocurren en nuestra vida y de las que ahora no nos enteramos.

Es vuestra decisión el querer o no, conoceros de verdad y como dice el proverbio oriental: “cuando el discípulo está preparado, aparece el maestro”

Ponte en actitud de querer conocerte, el universo se encarga de lo demás, te aparecerá, un libro en tus manos sin buscarlo, un amigo te hablará de tal o cual curso, conferencia etc. tú elegirás la manera en la que te sientas más identificado, lo importante es que despiertes para poder vivir tu vida conscientemente de lo que ocurre en ella, aunque pienses que ahora es así, podrás descubrir que hay otra manera de vivir la vida.

Si te ha gustado este artículo puedes compartirlo utilizando los siguientes botones, ¡gracias!

Estados de Ánimo

Fotografía de Estados de ÁnimoFotografía: SXC

Por Lucía Calvo

De los momentos de angustia y tristeza sacamos la parte más oculta de nosotros, estos sentimientos hacen aflorar la parte que menos nos gusta, si es que llegamos a reconocerla, el día a día nos hace ir camuflándola y cada vez se apoderan de nosotros estos sentimientos, que poco a poco nos van paralizando, hasta convertirnos en unos autómatas sin capacidad de reaccionar y permitiendo que se nos hiera o anule cada vez más.

La lucha contra la angustia y la tristeza es muy dura, aunque sepamos lo que la provoca, se junta con la rabia e impotencia, llevándote a la desesperanza cada vez más un poco más. Si no estás de acuerdo con tu vida cámbiala, este es el gran dilema, ¡cómo hacerlo!

Ha llegado el momento de despertar y hacer un ejercicio de total sinceridad contigo mismo, no dejarte llevar por el pobre de mí, ya que esto es lo que genera el estado angustioso en tu vida.

He podido comprobar como los agregados psicológicos, en este caso el del miedo, puede llegar anularte completamente y apoderarse de ti, llegando a tener autonomía propia, anulándote cada vez más, haciendo que dejes de ser tu mismo.

En estos momentos es importante repartir la energía, no malgastándola y poco a poco ir regenerando más, por ejemplo: descansar, distraernos, pasear por el aire libre y hacer aquellas cosas que nos proporcionan bienestar y tranquilidad.

¿Cómo superar el desánimo?

La meditación es una de las prácticas que podemos utilizar para detener nuestro cuerpo y calmar nuestra mente, te permite auto observarte, descubriendo muchas cosas de ti en las que no habías reparado.

Puedes encontrarte con que cada vez que quieras meditar o llevar a cabo alguna práctica para tu evolución, surjan impedimentos para que no lo hagas, son los agregados y son muy sutiles, tienen una práctica de muchísimos años y si no estas atento (que en según el estado en que te encuentres es difícil), se vuelven a salir con la suya.

No se lo permitas, se más fuerte que ellos, se que cuesta mucho pero cada logro por pequeño que sea te hará estar más fuerte y poco a poco conseguirás tú objetivo, no debes dejar vencerte, sino ellos ganaran y es lo que quieren, no se lo permitas tu eres el dueño de tu vida sólo tú debes elegir lo que quieres o no quieres hacer con tu vida, descubre los medios necesarios para apoyarte y conseguir tu objetivo.

Si te ha gustado este artículo puedes compartirlo utilizando los siguientes botones, ¡gracias!

La meditación

Fotografía de La meditacónFotografía: SXC

Por Lucía Calvo

¿Qué es la meditación?

Práctica milenaria de Oriente que poco a poco se ha ido extendiendo por todas partes, cada vez son más las personas que practican la meditación en todo el mundo.

Podemos decir que es un medio no un fin, que nos permite ir silenciando nuestra mente, una mente que está en constante dialogo, alimentando la inmensa mayoría de veces nuestras angustias miedos y frustraciones, que si además lo unimos al ritmo de vida que llevamos, puede desencadenarnos los típicos cuadros de estrés o depresión.

Cuando meditamos relajamos nuestra mente y nuestro cuerpo, lo que nos permite convertirnos en observadores de nuestros pensamientos, de nuestros sentimientos, de cómo está nuestro cuerpo físico y descubrir quien somos realmente y percibir lo que es importante para nuestras vidas.

La meditación requiere voluntad, práctica y paciencia, pero la misma meditación ya nos genera esta última, permitiéndonos conectar con nuestro ser interior, que desconocemos por completo, con esta conexión iremos alimentando nuestra parte espiritual, ayudándonos a conocernos y amarnos de verdad, descubriremos que para sentirnos bien no necesitamos nada material.

Trabajando el desapego y ampliando la visión de cómo funcionan las cosas a nuestro alrededor, comprenderemos nuestras actitudes y las de los demás, volviéndonos mucho más tolerantes, todo esto aportará a nuestras vidas placer, bienestar y a la vez felicidad.

¿Cómo poner en práctica la meditación?

Para poner en práctica la meditación no necesitas más que encontrar un espacio en el que encuentres tranquilidad, poner una vela e incienso para preparar mejor el espacio, sentarte en el suelo con las piernas cruzadas (aunque no es necesario puedes hacerlo también en una silla), recuerda que lo más importante es que pongas la espalda completamente recta y tomes conciencia de tu respiración.

Puedes encontrar muchos libros que hablan de la meditación, puedes buscar un grupo donde la meditación sea guiada, al principio te será más fácil, ya que al haber más energía ésta fluye con facilidad.

Sea cual sea el método que elijas, te invito a que lo pruebes, sólo con tu experiencia personal puedes comprobar lo que es y lo que debes creer o no.

Si te ha gustado este artículo puedes compartirlo utilizando los siguientes botones, ¡gracias!

Los signos del Zodiaco y sus profesiones

Fotografía de Signos del ZodiacoFotografía: SXC

Continuamente me preguntan en mi consulta cuál es la profesión más adecuada según el signo del zodiaco, por ello he pensado presentar este artículo sobre los signos y las profesiones, como ampliación a los ya existentes en el interior de mi web.

Conozcamos un poco más de los signos y de sus profesiones.

Cada signo del zodiaco tiene un temperamento diferente, ciertas aptitudes, características y virtudes que los inclinan a determinadas profesiones.

Aries: Este signo está fuertemente influenciado por Marte y por el Sol, planetas que le confieren dos rasgos sobresalientes: la agresividad y espíritu de lucha, por un lado, y la individualidad, iniciativa y liderazgo, por otro. Es valiente, osado, competitivo y busca profesiones de riesgo, con iniciativa y por supuesto, con altas dosis de competitividad: los deportes y los trabajos relacionados con maquinaria y medicina (en especial la cirugía). Además, es un líder nato.

Tauro: El Toro está regido por Venus, lo que le confiere aptitudes para desarrollarse eficientemente en los ambientes materiales de la vida, pero también una gran inclinación por lo estético y aptitudes artísticas. Los taurinos tienen una gran habilidad para ganar dinero, lo que es una suerte, porque el enriquecimiento es definitivamente una meta en su vida. Los hijos de Tauro destacan en actividades ligadas a los negocios y la actividad económica, como la banca, la economía o la arquitectura, pero también con profesiones ligadas al arte, como la pintura, la actuación o el canto.

Géminis: Este signo de aire regido por el etéreo Mercurio destaca en profesiones ligadas al campo intelectual, las comunicaciones y las relaciones humanas. Son individuos muy inteligentes, astutos y sociables; les encanta viajar y son muy adaptables. Este signo da excelentes periodistas, escritores, maestros, intelectuales, editores y en general, trabajos relacionados a los viajes.

Cáncer: Este signo de agua, regido por la Luna, se caracteriza por su sensibilidad, su ensoñación y carácter emocional. Por ello, en el ámbito profesional, el Cangrejo es idóneo para profesiones que requieran una sensibilidad especial, como el arte y la ayuda humanitaria: puericultores, maestros, escritores poetas, así como médicos, artesanos, sacerdotes, músicos. Finalmente, Cáncer se inclina a las profesiones relacionadas con el mar, como la ingeniería naviera y la pesquería.

Leo: Este signo de fuego regido por el Sol se caracteriza por su elegancia, energía, vitalidad, liderazgo, iniciativa y valor, características que definitivamente lo ayudan a sobresalir en el ámbito profesional, así como a liderar y ser el centro de atención. Es ideal para encabezar su propia empresa, como alto ejecutivo, líder político y oficial de las fuerzas armadas. También es excelente joyero, actor o artista.

Virgo: Este signo terreno regido por el etéreo Mercurio es un individuo capaz de gran sacrificio; un nativo responsable, práctico, sensato, de mente clara como el cristal, y predominio de las facultades mentales e intelectuales. Es muy analítico, detallista y capaz de llegar a las más altas cimas del pensamiento y a la máxima concentración. Es ideal para trabajos intelectuales de todo tipo, como científico, escritor, bibliotecario, editor o investigador. También es un excelente nutricionista, homeópata o naturista, además de trabajos como el periodismo, psicología, comercio y administración.

Libra: Este signo de aire regido por Venus se caracteriza por el refinamiento, la atracción por la belleza y la armonía. Libra busca siempre unir los contrarios, encontrar el equilibrio y hallar la justicia. Es amable, cálido, bondadoso, extrovertido, comprometido, y sus aptitudes se encausan en tres tipos de profesiones: el arte, la diplomacia y el derecho. También brilla en los ámbitos de la belleza, como la moda. Finalmente, es excelente abogado, diplomático, relacionista público y actor.

Escorpio: Regido por dos planetas temidos y poderosos, Marte y Plutón, el escorpión se relaciona con la muerte y las transformaciones más profundas. Sus nativos tienen una voluntad férrea, son resistentes, firmes y luchadores, capaces de dar lo mejor de sí en los momentos más duros y de crecer ante la adversidad. Es apasionado, ambicioso, y destaca como investigador, psicólogo, psiquiatra, detective, espía y policía, pero brilla más en el ámbito militar. También se relaciona bien en profesionales ligadas al ocultismo.

Sagitario: Este signo de fuego regido por Júpiter, el gran benéfico, atrae la suerte y tiene éxito con mayor facilidad que otros signos. Es optimita, tiene fe y tanta suerte que escandaliza. Son idealistas, comunicativos, sociables e idóneos para realizar trabajos que incluyan viajes, en especial al extranjero. Son también artistas, ejecutivos, abogados, sacerdotes, teólogos, banqueros, políticos, comerciantes, deportistas, misioneros y deportistas.

Capricornio: La cabra es un signo de tierra regido por Saturno, un planeta severo que reina en el momento más duro del invierno; por ello, Capricornio da individuos sólidos, austeros, resistentes, espartanos y capaces de los mayores sacrificios durante el mayor tiempo. Es un signo de enorme voluntad y perseverancia, guiado por su no menor ambición por llegar a la meta del triunfo, la riqueza o el poder. Son individuos fríos, racionales, y triunfan en profesiones de carácter científico e intelectual, por lo que también brillan como ingenieros, matemáticos, investigadores, políticos, monjes y mineros.

Acuario: Este signo de aire se encuentra regido por Urano y Saturno, planetas que le confieren amor por lo nuevo, originalidad y genialidad: Acuario no sigue los caminos ya transitados, es vanguardista hasta el escándalo, abierto, comunicativo y muy intelectual. Por ello es buen científico, electricista, artista, ingeniero, aeronáutico, piloto y meteorólogo. Le van bien las profesiones que miran hacia el futuro.

Piscis: El pez es un signo de agua regido por Neptuno y Júpiter, planetas que lo convierten en uno de los signos más inspirados y sensibles del horóscopo. Es un soñador, capaz de grandes sacrificios, y de gran espíritu humanitario; por su parte, Júpiter les confiere suerte y los ayuda a triunfar en el ámbito profesional. Los piscianos son buenos enfermeros, asistentes sociales, profesores, videntes, sanadores y abogados. También destacan en las profesiones ligadas al arte, y son buenos poetas, escritores, pintores, bailarines, actores.

Si te ha gustado este artículo puedes compartirlo utilizando los siguientes botones, ¡gracias!

Bibliomancia, la sabiduría de los libros

Fotografía de BibliomanciaFotografía: SXC

Los practicantes de la bibliomancia obtienen respuestas a preguntas de su cliente, a través de determinados libros antiguos, razón por la que explico brevemente en este artículo el funcionamiento de este antiguo arte de adivinación. Yo mismo he sido testigo de cómo se practica la bibliomancia con una sagrada Biblia, y francamente, los resultados fueron bastante certeros.

Sabemos que la sabiduría de la humanidad yace en los libros, los mensajeros del conocimiento, la reflexión, la investigación y las ciencias. También es de nuestro conocimiento que existen algunos libros sagrados, como el Dahmmapada, Proverbios, el Apocalipsis; libros de filosofía, como los del filósofo chino Confucio, de Rousseau, Platón o Aristóteles; de profecías, como el de Nostradamus, libros de cuentos y libros de carácter espiritual. En ellos se avoca la bibliomancia.

Los bibliománticos piensan que podemos utilizar algunos libros, como los arriba mencionados, para formular preguntas y echar una mirada al futuro a través de los textos que allí encontramos. La bibliomancia puede ser un arte muy sencillo, si utilizamos libros directos y fáciles de interpretar, pero también puede estar llena de simbolismo, si el libro que utilizamos es complejo y se presta a varias interpretaciones. Es interesante señalar que, para la bibliomancia, el consultante puede ser quien interprete la lectura, si bien debe mantenerse imparcial y con la mente clara en todo momento.

Algunas personas prefieren cambiar de libro con cada consulta, mientras que otras se quedan con uno solo, y un tercer grupo elige el libro según el tema a tratar. Cualquiera sea el caso, es recomendable tener en cuenta que los libros sagrados son los que, por su propia naturaleza, encierran los mayores conocimientos y pueden ser los más útiles.

Para realizar la consulta, la persona deberá, antes que nada, relajarse y limpiar su mente. Luego, debe definir claramente su pregunta. El siguiente paso es abrir el libro elegido, si lo desea, cerrando los ojos, en una página al azar, sin dejar de pensar en la pregunta. Luego, colocar aleatoriamente el dedo en una parte del texto y leer hasta encontrar la respuesta. Durante toda la lectura debe analizarse e interpretar el texto completo y luego, reflexionar sobre su significado.

El método del diccionario es una variante que nos permitirá encontrar una definición de la situación de la consulta, y además, es muy conciso, porque sólo tenemos que leer la definición en la que ha ido a parar nuestro dedo. Es importante leer todas las acepciones de la definición hasta encontrar la que se adapte mejor a nuestra pregunta.

Esta es la bibliomancia, el arte de encontrar las respuestas en los libros; indudablemente, nunca nos faltará un consejo y una fuente de sabiduría.

Si te ha gustado este artículo puedes compartirlo utilizando los siguientes botones, ¡gracias!

Nubomancia, el futuro a través de las nubes

Fotografía de NubomanciaFotografía: SXC

En esta ocasión voy a hablaros de la nubomancia, un sistema adivinatorio milenario que en la actualidad ha perdido a sus seguidores por las dificultades que entraña su práctica.

¿De dónde viene la Nubomancia?

Hace miles de años, nuestros antepasados empezaron a preguntarse por su futuro y a buscar respuestas en el cielo, en sus formas y colores. Así nació la nubomancia, la lectura de los tonos, tamaño, movimiento, forma y dirección de las nubes; junto a la pluviomancia, o lectura de las lluvias, la nubomancia conforma uno de los sistemas de adivinación más antiguos de la historia.

¿Cómo realizar la Nubomancia?

Para realizar la consulta, es recomendable que el cielo se encuentre turbulento, como anunciando lluvias o tormenta; este momento era el que los antiguos creían era la forma en que los dioses se comunicaban con el ser humano. El consultante debe salir al aire libre, en un espacio donde tenga una vista panorámica de su entorno. Luego, debe sentarse, cerrar los ojos y concentrarse en la pregunta.

A continuación, debe mirar el horizonte y dividir el cielo mentalmente en tres secciones: por ejemplo, si se tiene una visión de 180 grados, cada sección medirá 60 grados. La sección de la izquierda se refiere a la adversidad, los obstáculos, el pasado; la del medio se refiere al presente y de las cosas que se encuentran a nuestro alcance; y la de la derecha nos hablará del futuro, de los pronósticos para el provenir.

A continuación, señalamos algunos aspectos claves para leer las nubes:

  • La dirección:
    La dirección de la nube en función a nuestra ubicación nos indica cuestiones sobre nuestra existencia. Si se desplaza hacia la izquierda, indica reflexión, vista al pasado para encontrar respuestas a nuestros problemas; en el caso de que se formule una pregunta cerrada, la izquierda significa “no”; si la nube se desplaza a la derecha, nos indica un pasado irresuelto que influye en nuestro futuro. Si el consultante ha formulado una pregunta, la derecha quiere decir “sí”.
  • La altura:
    Mientras más alta está la nube, mayor distancia. Ello tiene que ver con la importancia del suceso. Por ello, si una nube está lejos y muy alta, su influencia llega desde lejos y su repercusión es menor.
  • El tamaño:
    Se refiere a la influencia de la nube en nuestro destino; las nubes pequeñas no nos afectan igual que las nubes grandes. Una nube grande, que cubre parte del cielo, tiene innegable influencia sobre nosotros, aunque se encuentre lejos.
  • Los colores: Cada color tiene un significado diferente y específico.

    Amarillentas: Creatividad, solución de los problemas; nos recomiendan seguir nuestra intuición.
    Azul claro, casi blancas: Buen presagio. Se acercan tiempos de felicidad.
    Negruscas: Cuando las nubes son oscuras y se acercan al negro son un mal presagio; nos advierten que necesitamos de amigos y aliados para los tiempos venideros.
    Azules: En este momento, el consultante debiera reflexionar sobre los acontecimientos de su vida; introspección, meditación.
    Grises con blanco: Este tipo de nube sugiere la aparición de una figura que arreglará los problemas. Las alianzas son recomendables.
    Rojizas: Peleas, discusiones, rupturas, traiciones. Manéjese con cautela.
    Anaranjadas: Son un presagio favorable; amor, amistad, vitalidad.

  • La velocidad: Para reconocer la velocidad de una nube, debemos mirarla por un momento; su velocidad, es decir, la rapidez o lentitud de su desplazamiento, nos indicará la forma en que se desarrollará el presagio.

    Rápidas: Los acontecimientos se dan rápidamente, más rápido de lo que el consultante desearía.
    Lentas: El presagio se desarrollará de forma lenta.
    Estáticas: Viene un tiempo de poca acción, falto de desarrollo.

Si te ha gustado este artículo puedes compartirlo utilizando los siguientes botones, ¡gracias!

Piromancia, el futuro a través de las llamas

Fotografía de PiromanciaFotografía: SXC

En esta ocasión voy a hablaros de un antiguo culto tan ancestral casi como la propia raza humana, es el fuego. Un elemento que ha cambiado la vida al ser humano y por el que se pueden realizar certeras adivinaciones.

El descubrimiento del fuego marca para el hombre el inicio de la civilización. El fuego ha dejado un reguero de descubrimientos, evolución, desarrollo, así como de caos, destrucción y aniquilamiento a lo largo de la historia y en cada rincón del planeta; sin embargo, existe una faceta más profunda y menos conocida de este misterioso elemento: el del culto. El culto al fuego en sus diversas facetas es uno de los más antiguos de la humanidad y ha sido utilizado en los más diversos rituales de las culturas de la era pre cristiana, y como elemento para la adivinación por los antiguos adivinos, chamanes y santeros.

La utilización del fuego como elemento de adivinación

  • Captomancia:
    La utilización del fuego como elemento de adivinación tiene varias formas, y una de las más utilizadas es la captomancia u observación del humo. Si se va a practicar captomancia, es recomendable que se realice en una estancia cerrada para contener el humo y concentrarlo, y son útiles tanto una vela como un cigarro o incluso una fogata pequeña a la que se le agregan hierbas (se recomienda utilizar romero, una planta tradicionalmente asociada a los rituales) y luego se observa la trayectoria y forma que toma el humo. Si se eleva recto y rápidamente, es un buen pronóstico futuro para las elecciones que hemos tomado; si se eleva de forma de zigzag, no pronostica éxito, y se recomienda postergar los planes; finalmente, si el humo traza círculos, significa que la suerte está de nuestro lado.
  • Ospodomancia:
    Otra forma de leer la fortuna con el fuego es a través de la ospodomancia, es decir, leyendo las cenizas. Para realizar la lectura se recomienda encender una pequeña fogata con madera seca. Cuando las cenizas se enfríen, se remueven con una cuchara o un palo y se observan las imágenes que quedan. Son la respuesta a la pregunta planteada.
  • Velas:
    Una tercera forma de practicar la piromancia es con velas, que además de ser los objetos más utilizados en este arte de adivinación, son consideradas una poderosa herramienta de conocimiento, por lo que deben usarse con prudencia y siguiendo una serie de precauciones: recordemos que las velas se utilizan para rituales de magia negra e invocación a los muertos, así como funerales y templos. Por ello no es recomendable hacer invocaciones a seres desconocidos, ni utilizar velas negras, usadas o de mala calidad. La vela debe usarse una sola vez, y tras la consulta, debe ser desechada.

    El color de la vela debe elegirse de acuerdo al motivo de la consulta: verde para la salud, amarillo para dinero y trabajo, rosa para la vida amorosa, azul para asuntos espirituales y roja para asuntos que requieran fuerza y voluntad. La vela blanca es un buen complemento de las demás y debe ser encendida primero, ya que su luz limpia el camino y repele las energías negativas.

  • Ceromancia:
    Finalmente tenemos la ceromancia, que se realiza con la cera de las velas, la cual se derrama, aún caliente, sobre agua fría. Las figuras que se forman son un presagio sobre nuestro futuro. Una buena señal desde el inicio se da cuando la cera se aglomera al centro del recipiente, mientras que verla dispersa por los bordes es un mal augurio. Si la cera toma formas ovaladas o de aspecto de estrella son un buen presagio, pero si son gruesas vaticinan problemas y dificultades futuras. Si el número de dibujos es reducido, se recomienda, o al menos es conveniente, postergar cualquier proyecto actual.

La Cubomancia o el juego del destino

Fotografía de CubomanciaFotografía: SXC

En esta ocasión voy a tratar de explicaros una desconocida mancia adivinatoria, la cubomancia. Esta mancia se remonta al antiguo Egipto y al Imperio Romano, sin embargo ha tenido una escasísima divulgación, hoy en día su práctica se reduce a unos cuantos adivinos en cada país, de hecho el desconocimiento por parte del público es enorme.

Desde tiempos antiguos, las caras que muestran los dados al caer son consideradas una muestra de la voluntad de la divinidad. Muchas culturas antiguas se guiaban de este mismo principio, pero utilizando huesos de animales o piedras. Los antiguos griegos utilizaban este método especialmente en cuestiones amorosas, y pensaban que Afrodita daba a conocer su voluntad por la forma en que los objetos caían. La cubomancia también se utilizó en Oriente, en algunas tribus de América, en Egipto y en el Imperio Romano.

¿Qué es pues la cubomancia?

La cubomancia es el arte de lanzar los dados (un dado tiene la forma geométrica de un cubo) y encontrar una respuesta a nuestra pregunta en los números que nos muestren. Se dice que, después de que los dados abandonan las manos del consultante, y antes de que toquen el suelo, la providencia imprime en ellos sus deseos y deja ver su pronóstico.

¿Cómo se realiza la cubomancia?

Existen varios métodos de los que voy a explicar dos. Uno de los más utilizados consiste en utilizar dos cubos (dos dados) y asignar a cada número una letra. Este es el significado de los números:

  • 1: A
  • 2: E
  • 3: I
  • 4: O
  • 5: U
  • 6: B, P y V
  • 7: C, K y Q
  • 8: D y T
  • 9: F, S, X y Z
  • 10: G y J
  • 11: L, M y N
  • 12: R

Para concretar la consulta, el consultante debe escribir la pregunta en un papel de jengibre o arroz, y lo coloca sobre una mesa de madera. Antes de lanzar los dados, se debe delimitar la zona de lanzamiento, de modo que si los dados o un dado no cae(n) en ella, no se debe(n) tener en cuenta. Luego, se lanzan los dados de dos en dos o de manera alternativa y se traducen los números. Es necesario ser paciente y tener imaginación, pues los dados no suelen ofrecer una respuesta concreta.

Una segunda manera de echar los dados es siguiendo el método gitano. En este sistema no se emplean letras, sino significados concretos de los números que nos toquen, y se utilizan tres dados. La zona límite es una circunferencia de 15 centímetros de diámetro (los dados que caigan fuera no se deben interpretar), y los dados deben lanzarse con la mano derecha; si los tres dados caen fuera del círculo es presagio de peleas y conflictos, y la tirada debe ser realizada de nuevo; si los tres dados vuelven a caer fuera, debe postergarse la consulta hasta el día siguiente. Luego se cuenta el número y se interpreta de la siguiente manera:

  • 1: Soledad, aislamiento, pérdida.
  • 2: Llegada del amor.
  • 3: Sorpresa.
  • 4: Llegada de una noticia negativa.
  • 5: Influencia de desconocidos.
  • 6: El consultante puede perder algo importante.
  • 7: Escándalo.
  • 8: El consultante tiene una deuda con su pasado y es el momento de pagarla.
  • 9: Se acerca una boda.
  • 10: Buen momento para los negocios.
  • 11: Muerte.
  • 12: Llegad de cartas o documentos de importancia.
  • 13: Suceso doloroso.
  • 14: El consultante tiene a alguien que le admira.
  • 15: El consultante debe tener cautela.
  • 16: Se acerca un viaje.
  • 17: Momento para negocios rentables.
  • 18: Premio.

En mi opinión es un método falto de riqueza, no se puede comparar, por ejemplo, al tarot, sin embargo su sencillez facilita la tarea del aprendizaje y utilización, no obstante pienso que un buen vidente debe emplear otras mancias complementarias en su consulta, que le facilite dar a al cliente una correcta y veraz información.